¡Hola, Leo!

Tu horóscopo de hoy
18 de Febrero

Regístrate para recibirlo gratuitamente
todos los días

leo
23/07 – 22/08

Ver de lejos

Muchos de nosotros tenemos dificultades para ver de lejos, otros para ver de cerca. Otras personas tienen visión perfecta, pero aun así, yerran el camino, confunden el mensaje. No siempre una visión perfecta augura el éxito. A veces es solo cuestión de enfoque, otras, de perspectiva. Vale más saber dónde mirar, que contar con una visión muy clara. Vale no renunciar en los intentos, agudizar la mirada, movernos de sitio para contemplar otros paisajes. No quedarnos con la primera visión. ¿Cómo es tu mirada?

Recibe tu horóscopo diariamente

Amor

Casi al modo de un espejo, nos enamoramos de nosotros mismos, de aquellas cosas que nos gustan de nosotros y encontramos parecidas en la otra persona. Es difícil a veces ver al otro con claridad, como realmente es. Tendemos a eliminar de nuestro campo visual aquellas conductas, sentimientos, aspectos del otro, que no condicen con nosotros. Y también todos esos aspectos que podrían hacer que nuestro enamoramiento disminuya. En los comienzos de una relación, nos vemos más a nosotros mismos que al otro ser. Para evitarlo, nada mejor que tomar distancia periódicamente, para ver de lejos, evaluar el vínculo y nuestros sentimientos. Así evitaremos los espejismos y las distorsiones que con el tiempo pueden herirnos. Y en las relaciones de más tiempo, vale el mismo truco. Como somos seres en continuo cambio, la distancia óptima permitirá una visión más clara.

Dinero y fortuna

Tomar distancia y mirar en perspectiva sólo puede ser beneficioso para ti. Es la forma de planear estratégicamente cómo va a evolucionar tu vida en este aspecto, y tomar las decisiones que te conduzcan a conseguirlo. Si tu trabajo no te satisface, si no estás obteniendo lo que deseas, ya sea económicamente, o como gratificación personal, comienza a planear un cambio. Estudiar las circunstancias, observando todo el panorama te conducirá a buen puerto. No siempre podemos lograr los objetivos planteados de inmediato. Es un proceso y como tal lleva tiempo. Pero empezar a visualizar lo deseado es un buen inicio, y lo más importante, es que no renuncies a mejorar tu vida.

Salud

Presta atención a los pequeños síntomas, malestares, dolores. Por insignificantes que parezcan, o poco molestos, no dejan de ser un lenguaje que usa el cuerpo para advertirte de la necesidad de un cambio. Trata de observar, de leer estos signos, no los ignores. La visión que te acercará a la comprensión, nuevamente exige una distancia óptima: ver de lejos. Tu ser es una totalidad, y como tal debe ser atendido. El cuerpo, la mente, el espíritu. Cuando estamos tan cerca, perdemos el conjunto. Si observas solamente un malestar, no entenderás la interacción con el resto de tu organismo. Ponte en perspectiva, observa la totalidad, y siempre consulta a un profesional de la salud ante cualquier duda que tengas.